Cuatro años de prisión por intentar violar y amenazar con unas tijeras a su expareja



Poder Judicial • 

La Sección Primera de la Audiencia Provincial de Valencia ha condenado a penas que suman cuatro años y cuatro meses de prisión por delitos de tentativa de agresión sexual, amenazas y quebrantamiento de medida cautelar a un hombre que intentó violar a su expareja, a la que puso unas tijeras en el cuello y en la cara.  

La Sala le impone además la obligación de indemnizar a la víctima con 3.030 euros por los daños morales y las lesiones que sufrió, así como la prohibición de acercarse o comunicarse con ella por cualquier medio por un plazo de siete años.   

La sentencia le absuelve en cambio por falta de pruebas de los delitos de detención ilegal y contra la intimidad, de los que también estaba acusado.  
El condenado y la mujer mantuvieron una relación sentimental. Cuando ésta finalizó, un juzgado le impuso al hombre la medida cautelar de prohibición de acercarse y de comunicarse con su ex compañera sentimental por cualquier medio.   

Sin embargo, el 14 de octubre de 2019, sobre las nueve de la noche, el penado llevó a víctima en su coche hasta el domicilio de él, en Sagunto.  Una vez allí, la desnudó, la cogió fuertemente de los brazos para que no se moviera y la intentó forzar sexualmente.   

La mujer consiguió zafarse del agresor, le dio una patada y le tiró un plato a la cabeza. A continuación, el hombre cogió unas tijeras y se las acercó al cuello y a la cara de la perjudicada mientras le decía que la iba a matar. A causa de estos hechos, la víctima sufrió lesiones en el cuello que no precisaron tratamiento.