La Policía Nacional recupera dos piezas de gran valor histórico del siglo XVII sustraídas en Italia



Policía Nacional  •         

Agentes de la Policía Nacional han recuperado, en colaboración con las autoridades italianas y con el Ministerio de Cultura y Deporte, dos piezas de gran valor histórico del siglo XVII sustraídas en Italia. Una de las piezas recuperadas es un busto que representa a San Clemente Papa, está fechado en el segundo cuarto del siglo XVII y procede de la iglesia del Gesú en el municipio italiano de Lecce. La otra obra de arte, un óleo sobre lienzo del año 1600 sustraído en el año 2000, fue recuperada por los investigadores mientras se encontraba publicitada para ser subastada.

El director general de la Policía, Francisco Pardo Piqueras, ha entregado hoy las piezas al Embajador italiano Ricardo Guariglia, en un acto celebrado en la Embajada de Italia en España bajo el lema “El arte devuelto” y que ha contado con la presencia del director general de Patrimonio Cultural y Bellas Artes del Ministerio de Cultura y Deporte, Isaac Sastre, y del comisario general de Policía Judicial de la Policía Nacional, Rafael Pérez Pérez.

En su intervención, Francisco Pardo ha indicado que “ Hablar de patrimonio cultural es hablar de nuestra identidad y de los orígenes que nos explican. Es hablar de descubrir, en nuestra diversidad, aquello que nos une como país y como europeos”.  Además ha destacado que “Tanto Italia como España están convencidas de que el esfuerzo común al que hoy ponemos broche de oro contribuirá a que entreguemos a las generaciones futuras un patrimonio indemne”.

Ricardo Guariglia ha manifestado que “es con orgullo que por primera vez alojamos en el Palacio de Amboage, sede de la Embajada de Italia en Madrid, la presentación de dos maravillosas obras de arte robadas hace tiempo en Italia y recientemente recuperadas en España, gracias a la exitosa colaboración entre la Brigada de Patrimonio Histórico de la Policía Nacional y el Comando Tutela Patrimonio Culturale de nuestra Arma dei Carabinieri, que trabajan en sinergia para preservar el preciado patrimonio artístico y cultural de los dos Países”.

Un busto del siglo XVII intervenido en una tienda de antigüedades de Madrid

La investigación que condujo a la recuperación del busto religioso del siglo XVII, se inició cuando los agentes tuvieron conocimiento, gracias a informaciones facilitadas por parte del Ministerio de Cultura y Deporte, de que un anticuario de Madrid podría estar comercializando un busto relicario que representaba a San Clemente Papa que habría sido sustraído del interior de la Iglesia del Gesú en la localidad italiana de Lecce. Los agentes contactaron con las autoridades italianas a través del agregado de Italia en nuestro país, quien facilitó todos los datos relativos a la obra de arte y a la denuncia de su sustracción. 

Con toda la información se pudo detectar e intervenir el busto religioso en una tienda de antigüedades madrileña, consiguiendo también información que podría ayudar a esclarecer el robo de la pieza y que ya ha sido puesta en conocimiento de las autoridades italianas.

Desaparecido desde el año 2000

La recuperación del óleo se llevó a cabo una vez que los agentes recibieron un correo urgente, procedente de Interpol-Roma, en el que se informaba de la localización del lienzo en una conocida sala de subastas de obras de arte y que estaba publicitado para ser subastado. Las indagaciones llevadas a cabo por los agentes en colaboración con el agregado de policía italiano, permitieron averiguar que el cuadro, titulado “Kitchen Still Life”, se encontraba sustraído desde el año 2000 en la ciudad italiana de Bolonia y carecía de autorización de exportación del país transalpino.

Tras diversas gestiones, los investigadores pudieron detectar que la obra de arte pertenecía a una sociedad formada por tres anticuarios que, a su vez habían adquirido la pieza a otra persona del sector.