El modus operandi del «vecino enfermo» para estafar a ancianos

Compartir noticia


Policía Nacional  •           

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Valencia a un joven de 20 años y de origen español, como presunto autor de 26 estafas a personas de edad avanzada mediante la modalidad del «vecino enfermo». Tras averiguar el domicilio de personas mayores, llamaba a la puerta y fingía ser familiar de algún vecino, haciéndoles creer que este había sufrido un grave accidente, con el propósito de solicitarles dinero para costear su desplazamiento al hospital o los gastos médicos. Se ha decretado su ingreso en prisión provisional.

Las pesquisas tuvieron comienzo a mediados del mes de marzo por parte de agentes de policía judicial de la comisaría del distrito de Centro, tras recibir la denuncia de un hombre de avanzada edad que había sido embaucado y estafado con 650 euros mediante engaño. La víctima relataba que se le había acercado un joven manifestando que era nieto de una vecina suya, la cual había tenido un accidente y se encontraba hospitalizada en otra localidad.

Tras una larga conversación, el joven le había solicitado dinero con el objeto de trasladarse al hospital para ver a su abuela, a lo que la víctima terminó accediendo y le hizo entrega de 650 euros. Posteriormente, el denunciante se cercioró de que la vecina se encontraba de viaje, percatándose de habría sido víctima de una estafa.

Modus operandi: vigilaba y analizaba a sus víctimas

Tras el desarrollo de una minuciosa investigación, los policías relacionaron multitud de delitos de estafa que habían sido denunciados en distintas comisarías de Valencia los cuales se regían por un mismo patrón. El presunto estafador vigilaba previamente comunidades de vecinos en busca de personas de edad avanzada. Una vez seleccionada la víctima, extraía toda la información posible de carácter personal, lo que le permitía pasar al siguiente nivel.

Seguidamente, el sospechoso se presentaba ante ella, llamando a su puerta o bien propiciando un encuentro en la vía pública, momento que se hacía pasar por el hijo, sobrino o nieto de algún vecino del edificio. Tras ofrecerle información creíble a la víctima acerca de su vecino, le comunicaba que este había sufrido un grave accidente, y bajo esta falsa premisa le solicitaba dinero para desplazarse al hospital donde se encontraba ingresado o para costear los gastos hospitalarios.

Una vez obtenido el dinero, el estafador desaparecía, comprobando las víctimas momentos después que sus vecinos se encontraban bien de salud. Además, en alguna ocasión, el joven había accedido a la vivienda de las víctimas mientras buscaban dinero y otras veces les había acompañado hasta la sucursal bancaria para realizar el extracto de efectivo.

Gracias a las numerosas labores de investigación, los policías consiguieron identificar al presunto autor de los fraudes a quien se le interpuso una requisitoria policial con el objeto de lograr su localización. Finalmente, el pasado ocho de mayo, una patrulla de seguridad ciudadana lo identificó en el distrito de Abastos, comprobando que le constaba en vigor una búsqueda policial por su presunta implicación en 26 estafas, motivo por el cual fue detenido.

El arrestado, con antecedentes policiales por hechos similares, fue puesto a disposición judicial quien decretó su ingreso en prisión provisional.





Compartir noticia