La policía interviene un horno de fundición de metales a dos detenidos especializados en asaltar a representantes de joyería



Policía Nacional  •         

Agentes de la Policía Nacional han detenido a dos miembros de un grupo itinerante especializados en asaltar a representantes de joyería. Localizados en Madrid y en la localidad barcelonesa de Viladecans, se les atribuye, presuntamente, el robo de varios muestrarios de joyas valorados en 600.000 euros del interior del vehículo de un representante de joyería en Zaragoza, así como el intento de sustracción de 30.000 euros en una gasolinera en la provincia de Barcelona.

Se han llevado a cabo dos registros en las provincias de Barcelona y Madrid en los que se han intervenido gran cantidad de joyas, relojes de lujo, un horno para fundir metales preciosos, dinero en efectivo y numerosa documentación.

La investigación se inició el pasado mes de febrero tras conocerse el asalto a un representante de joyería en el zaragozano barrio de Torrero. En el robo, llegaron a sustraer muestrarios de joyería del interior de  un vehículo por valor de 600.000 euros. Tras varias pesquisas, los agentes consiguieron identificar a los presuntos autores del robo y averiguar que se trataban de las mismas personas que, a primeros de febrero, intentaron sustraer 30.000 euros en efectivo de la recaudación de una gasolinera en la localidad barcelonesa de Mollet del Vallés.

Una vez que los agentes localizaron a los presuntos autores de los asaltos, fueron arrestados y se llevaron a cabo dos entradas y registros en sus domicilios, localizando en la vivienda de uno de ellos, en la localidad barcelonesa de Viladecans, documentación falsa, tablets, ordenadores y teléfonos móviles.

Un horno de fundición de metales en el domicilio

En el registro realizado en Madrid, los investigadores localizaron gran cantidad de joyas, relojes de gran valor, un horno de fundición de metales, ordenadores, dinero en efectivo y documentación variada, así como numerosos recibos de envíos de paquetería a Colombia y la recepción posterior de dinero de dicho país y anotaciones de las transacciones realizadas a modo de libro de control y contabilidad.

Entre el material intervenido, los agentes han podido localizar tanto un terminal telefónico que había sido robado en Castellón de la Plana, como ordenadores sustraídos en robos en viviendas cometidos en la localidad madrileña de Torrejón de Ardoz y en el municipio de Azuqueca de Henares (Guadalajara).

Los arrestados fueron puestos a disposición de la autoridad judicial, ambos como presuntos responsables de los delitos de robo con fuerza, pertenencia a organización criminal, falsedad documental y usurpación de estado civil  entre otros. La operación continúa abierta y no se descartan nuevas detenciones.