Detenidos en Barcelona a seis hombres en un dispositivo de prevención de robos con fuerza

Compartir noticia

Interior Cataluña

El Gobierno ha aprobado la publicación de la licitación, prevista para finales de esta semana, para la contratación del servicio de suministro y ejecución de la instalación de puntos de recarga de vehículos eléctricos en 70 edificios adscritos a la Policía de la Generalitat – Mossos d’Esquadra y el edificio del 112 en Reus.

Se trata de una licitación plurianual con un importe total de 7.602.841,81 euros .

En total se habilitarán 175 puntos de recarga en los estacionamientos exteriores dentro de los perímetros cerrados de los edificios policiales.

Debe tenerse en cuenta que el parque automovilístico de los Mossos d’Esquadra está formado mayoritariamente por vehículos de combustión interna con el correspondiente nivel de emisiones de CO₂ en función de su uso.

De acuerdo con las políticas medioambientales dirigidas a la reducción de estas emisiones, el Departamento de Interior estableció la prioridad de empezar a preparar esta infraestructura de puntos de recarga. En concreto será para vehículos híbridos eléctricos enchufables Hybrid Electric Vehicle ( PHEV) y para vehículos eléctricos de batería (BEV/EV). En definitiva, se trata de un paso necesario para el inicio de la transición hacia un parque automovilístico más sostenible medioambientalmente en todo el territorio.

Del total de los puntos de recarga previstos, 143 serán de corriente alterna con dos bases que dispondrán de una potencia de salida de 22 kW cada una. Los 32 puntos restantes, con una sola toma de conexión, verán aumentadas su potencia hasta los 50 kW.

Agentes de Mossos d’Esquadra de la unidad de seguridad ciudadana de la comisaría de Sant Martí en Barcelona han detenido este pasado fin de semana a 6 hombres como presuntos autores de varios delitos de robo con fuerza.

Los agentes, que iban vestidos de paisano en vehículos no logotipados realizaban tareas de prevención de robos con fuerza en establecimientos comerciales y en domicilios.

En una primera actuación el día 24, sobre las 01:20 horas detectaron en la calle Valencia a un hombre de 37 años al que conocen por tener varios antecedentes por delitos de robos con fuerza.

Iba controlando el entorno y poco después de ser localizado por los agentes, vieron cómo se encontraba con otro hombre. Ambos empezaron a andar juntos por la calle Valencia en actitud vigilante y mirando hacia atrás para observar si alguien los iba siguiendo, hasta que en un edificio concreto se detuvieron y mientras uno de ellos controlaba el entorno el otro forzaba la cerradura de la puerta de acceso con un plástico hasta que logró abrirla y accedió al interior del edificio del que salió pocos minutos después

Cuando abandonaban el edificio los agentes los detuvieron y en el registro les encontraron diversas herramientas para cometer robos con fuerza así como marcadores de plástico. En las comprobaciones posteriores en el interior del edificio encontraron varios marcadores en tres pisos distintos.

Ambos hombres, de 37 y 42 años, quedaron detenidos como presuntos autores del delito de robo con fuerza.





Compartir noticia