Un niño rompe el cristal de un coche y deja una nota ejemplar al propietario


Alejandro es un niño de un pueblo de Sevilla que, tras romper la luna trasera de un vehículo estacionado ha dejado una ejemplar nota en el mismo para disculparse ante el propietario.

Así mismo, en la nota hacía referencia al teléfono de sus padres. Un hecho que se ha viralizado y que ha demostrado una educación ejemplar por parte del menor.