Para qué sirve la Posición Lateral de Seguridad (PLS) y cómo se realiza



Cruz Roja Bizkaia

La PLS se aplica sobre víctimas inconscientes (no traumáticas) y que respiran con normalidad. El objetivo de la maniobra es evitar la aspiración de vómitos en las vías respiratorias y la obstrucción de la misma por la lengua.


1. Arrodíllate junto a la víctima. Si tiene gafas, quítaselas y vacía los bolsillos de los objetos más voluminosos.

2. Pon el brazo más cercano a ti en ángulo recto con el cuerpo, doblado por el codo y con la palma hacia arriba. Cruza el brazo más alejado de ti sobre el pecho de la víctima, con el dorso de la mano contra la mejilla más cercana.

3. Asegúrate que la víctima tenga las piernas rectas. Agarra la rodilla de la pierna más alejada y levántala para que la planta del pie se apoye por completo en el suelo.

4. Tira a la vez de la rodilla de la pierna más alejada y del codo del brazo doblado y gira a la víctima sobre un costado, hacia ti.

5. Coloca la pierna doblada de forma que la cadera y la rodilla formen ángulos rectos. Inclina la cabeza de la víctima hacia atrás y eleva el mentón para mantener abiertas las vías aéreas.

Fuente: Cruz Roja Bizkaia