La Policía Nacional desarticula en Valencia una organización criminal dedicada al cultivo y tráfico de marihuana y hachís


Agentes de la Policía Nacional han desarticulado una organización criminal dedicada al cultivo y tráfico de marihuana y hachís. Los investigadores han detenido a 12 personas como presuntas autoras de diversos delitos, entre ellos tráfico de drogas, pertenencia a organización criminal, defraudación de fluido eléctrico, blanqueo de capitales, apropiación indebida y falsedad documental, y han llevado a cabo ocho registros en domicilios y trasteros de Valencia y Alicante, en los que han intervenido 40 kilos de cogollo seco de marihuana, más de 30 kilos de hachís, 333 plantas de marihuana y 51 kilos de dicha droga, 3.620 euros y cuatro vehículos.

Los investigadores de la Unidad de Droga y Crimen Organizado (Udyco) de Valencia y de la comisaría de Xirivella vigilaban un chalé sospechoso ubicado en la localidad valenciana de Paiporta, el cual visitaban dos varones procedentes de Europa del Este, que accedían con llaves a su interior. En una de esas vigilancias, los agentes observaron como los investigados entraban al inmueble, sacaban algo del interior y lo cargaban en el maletero de un vehículo, viajando a continuación a Gandia (Valencia), donde se entrevistaron con otros hombres y seguidamente pasaron la carga que portaban en el coche a la cabina de un camión.

Los agentes interceptaron el camión sospechoso, localizando hasta 30 kilos de cogollo seco de marihuana envasado al vacío y arrestando al conductor como presunto autor de un delito de tráfico de drogas.

Durante las investigaciones los agentes averiguaron que los dos sospechosos se dedicarían, al parecer, en exclusiva al tráfico de drogas, controlando inmuebles ubicados en Valencia capital y en la localidad valenciana de Sagunt, así como en Benitatxell (Alicante), todos ellos susceptibles de ser usados para instalar plantaciones de marihuana y en los que contaban con personas de confianza para el mantenimiento de estas. Los agentes, además, identificaron a otros dos individuos que serían los encargados de dar salida al extranjero a la droga.

Asimismo, se da la circunstancia de que los investigados tomaban fuertes medidas de seguridad para evitar ser localizados por los agentes. Así, por ejemplo, el encargado de controlar el inmueble de Benitatxell incluso cambiaba de coche durante el trayecto hasta esa localidad.